Triunfo balsámico de la Gimnástica en El Malecón en un partido loco con mayor protagonismo de las delanteras respecto a las defensas. Buena prueba de ello son los seis goles que se marcaron, pero además, también un buen número de ocasiones que fueron marradas.
Comenzó bien la Gimnástica, con las líneas muy adelantadas y asfixiando la salida del Vimenor. Borty y sobre todo Vitienes aparecían por los costados acompañados siempre con las incorporaciones de Fer y Delgado.
Vitienes y el propio Borty dispusieron de las primeras ocasiones por parte local, aunque sin excesiva claridad. Fue el Vimenor quien avisó primero y se adelantó en el marcador, con un testarazo de Vitali libre de marca en el segundo palo ante el que nada pudo hacer Rumenov.
Aunque era injusto, el fútbol no entiende de méritos y a la Gimnástica le tocaba remar para darle la vuelta al partido. Fer y Vitienes se convirtieron en el filón ofensivo de la Gimnástica, en una asociación entre ambos que no consiguió materializar Vitienes.
Fruto del varapalo del gol, a los blanquiazules les costaba generar peligro y aproximarse al área rival. De hecho, era Raúl Tresgallo quien volvía a avisar con un cabezazo que llegaba manso a manos de Rumenov.
Basurto comenzaba a dirigir todas las operaciones del ataque gimnástico y eso, sin lugar a dudas, fue la mejor noticia para los pupilos de Carlos Docando. Una jugada individual suya no encontró a Nacho en boca de gol, y Fer, con un centro que se fue envenenando, casi sorprende a Marcos Real.
La Gimnástica mejoraba con el paso de los minutos y en esta ocasión era Alberto Delgado, en un saque de esquina, quien obligaba a un defensor a despejar su testarazo bajo palos. Tanto lleva el cántaro a la fuente que, pasado el 41’, Borty establecía la igualada con un disparo seco desde la frontal ante el que nada pudo hacer el meta visitante.
Pudo darle la vuelta la Gimnástica antes del descanso con una oportunidad clara en la testa de Nacho Martínez, que erró una ocasión clamorosa en la frontal del área chica. Tiempo de descanso con tablas en el marcador (1-1).
Al igual que en el último tramo de la primera mitad, los de Carlos Docando salieron con decisión en el segundo acto, en busca del tanto que le diese la vuelta al luminoso. No tardaría en llegar, ya en el minuto 55’, cuando Prada encontraba al espacio a Basurto que, con dos remates –una primera definición y una segunda tras el rechace del meta-, conseguía la remontada para los suyos. Dedicatoria sumamente especial la de Álex Basurto, que anotaba su primer gol de la temporada y lo hacía recordando a su tío recientemente fallecido Nacho Basurto –popular chef de la comunidad-.
Pudo dar un nuevo golpe sobre la mesa el propio Basurto, aunque, en esta ocasión, cruzó en exceso con su remate de volea desde la izquierda. Bajó un poco el pistón la Gimnástica y Carlos Docando movió ficha introduciendo en el terreno de juego a Palazuelos –situado como hombre referencia en lugar de Nacho- y a Casta, que entró en detrimento de un agotado Borty.
No pasaba nada en El Malecón pero, desgraciadamente, eso no fue una buena noticia. Porque al final, algo pasó, y fue el empate del Vimenor en el 80’ de partido. Falta horriblemente defendida que saca Javi Conde y que remata solo Vitali en el segundo palo para establecer la igualada. Quedaban diez minutos y aún mucho por remar si se querían conseguir los tres puntos.
Sí reaccionó la Gimnástica a tiempo y lo hizo con rabia, con buen fútbol y con una más que evidente necesidad. Palazuelos, en el 82’, casi remata un centro de Fer que rebotó previamente en un defensor. Y ahora sí, en el 86’, balón colgado por Cusi que prolonga Palazuelos, Casta totalmente solo cabecea contra el palo y Basurto fusila a Marcos aprovechándose del rechace de la madera. 3-2 y doblete de Basurto que fue, sin lugar a dudas, el hombre del partido.
Tendría tiempo para buscar el empate el Vimenor pero la falta ejecutada por Javi Conde no llevó peligro sobre la meta de Rumenov. Sí aprovechó la suya la Gimnástica, en una cabalgada en el descuento de Basurto, que le sirve a Palazuelos en bandeja el cuarto.
Triunfo de mérito y, por otro lado, merecido de la Gimnástica, que recorta tres puntos de distancia con la UM Escobedo. La próxima salida de los blanquiazules, el sábado a las 16:15 horas en El Ansar de Cartes.